jueves, 26 de abril de 2007

PS3, intento fallido de ordenador

No hace mucho que debatía con unos amiguetes acerca de la "super" PS3 y su "super" precio. Si bien para mi la PS3 se me antoja cara para una consolita, hay quien justifica su precio alegando que puede ser equiparada a un buen ordenador, gracias al (hay que reconocerlo) grandioso procesador que equipa: Cell. Es cierto que Yellow Dog Linux se puede instalar en su "espaciosísimo" disco duro, haciéndola parecer un ordenador. Pero seamos realistas, 512 MB de RAM es suficiente para cargar el SO, el explorador y poco más.

Este era mi argumento inicial en contra de la PS3, aunque SONY ha sido benevolente conmigo y me ha dado, si cabe, una razón más. Aunque se instale una distro en la PS3, el SO no podrá acceder al RSX, el chip gráfico desarrollado por nvidia para SONY. Esto es así porque el chip que media entre linux y el hardware (Hypervisor) lo impide. Osease, PS3 no podrá ser usada ni para reproducir ciertos formatos de video, ni para ejecutar correctamente aplicaciones 2D o 3D.

SONY sabe que todos los usuarios de PS3 tienen en mente programar juegos comerciales en linux, y tirar el mercado del videojuego abajo, vamos hombre. Seamos serios por favor.